23.3.06


Herrera y Reissig, otro olvido

En estos días de lamentaciones y recuerdos poéticos, todos ellos muy necesarios, nos habíamos olvidado de un poeta uruguayo -como Laforgue, Supervielle y Lautreamont- fundamental dentro de la historia del Modernismo hispanoamericano: Julio Herrera y Reissig (1875-1910), quien murió un 18 de marzo.
De él, el joven Borges escribió en la revista Inicial (Argentina, 1924):
"Hizo poemas en que todas las líneas sobresalen, como las de un alto relieve. Por los manejos de una sagaz alquimia y de una lenta transustación de su genio, pasó del adjetivo inordenado al iluminador, de la asombrosa imagen a la imagen puntual".
(...)
"Entendió Herrera que la lírica no es pertinaz repetición ni desapacible extrañeza; que en su ordenanza como en la de cualquier otro rito, es impertinente el asombro y que la más difícil maestría consiste en hermanar lo privado y lo público, lo que mi corazón quiere confiar y la evidencia que la plaza ignora".
Una rara sorpresa releer en tiempos de verso largo y descuidado a la más segura influencia del Vallejo de Los heraldos negros.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

di lo que puedas

Se produjo un error en este gadget.