5.2.07


Maldito unicornio

Hace un par de semanas, en un alto de una entrevista con la poeta Erika Almenara que pronto verán en este blog, recaímos en el tema de la inminente presentación en Lima del cantautor isleño Silvio Rodríguez. (Erika, crudelísima, declaró su amor por este cantor).

Recuerdo que la primera vez que vi a este señor fue en 1987, durante el célebre Cicla que organizó el inolvidable primer gobierno aprista. Lo vi en la UNI y en San Marcos, y si bien su espectáculo fue impecable –más allá de que el 50% de sus “poéticas” canciones entonces, y el 99% ahora, no me muevan un pelo-, ya entonces me sorprendió el aire engreído y pretencioso del cantante.

En su momento, Antonio Cisneros públicamente expresó sus preferencias, me parece, por los fados portugueses antes que por las alambicadas letras de Silvio. Durante una conversa en su casa hace algunos años, José Watanabe se expresó en términos parecidos de este “hermetista” de la canción, antes de soltar un encomio del trabajo de Paco Ibáñez.

(Sería interesante escuchar la opinión de Mario Montalbetti sobre “El papalote” o “Sueño con serpientes”).

Desde mi humilde derecho, hoy que grandes avisos comerciales en diarios de gran circulación anuncian la inminente presentación en Lima del divo de la izquierda en el Jockey Plaza, confieso que en el preciso momento en que empiece el concierto –al que ustedes tienen que acudir sin chistar-, yo estaré refugiado en mi estudio, escuchando un buen disco de Van Morrison tal vez, disfrutando de unos huaynos de Carlos Falconí quizá. Lo más probable: desempolvando un par de discos de los Van Van, la mejor orquesta cubana de salsa a mi gusto.

(El cantor de marras)

5 comentarios:

  1. Anónimo5.2.07

    Silvio Rodríguez, según algunos, es un buen poeta, pero como cantante deja mucho que desear. Paquito de Rivera (uno de los grandes del jazz) decía que Silvio desafinaba. Una cosa no quita la otra, por supuesto, pero si uno vende su poesía con empaque musical, como que cojea, no?

    ResponderEliminar
  2. Anónimo6.2.07

    Ojalá que la tierra, no te bese los pasos, ojalá pase algo que te borre de pronto, una luz cegadora, un disparo de nieve...

    ResponderEliminar
  3. Anónimo7.2.07

    yo amo a silvio carajo!!! no se dan cuenta algunas personas de lo mucho que le han hecho bien sus canciones a la humanidad.

    firma: la tierra

    ResponderEliminar
  4. pues que la tierra diga eso de Silvio es sin duda elogioso. Bien por él. Habrá que esperar la opinión de la Tierra, que es más importante, ¿no?

    ResponderEliminar
  5. La Tierra7.2.07

    Opino lo mismo que mi piel.

    ResponderEliminar

di lo que puedas

Se produjo un error en este gadget.