13.2.09


El don de John Donne

Como ya he consignado en LDL, gracias a la iniciativa cubanísima del poeta José Kozer ("vale la pena patearse todo Donne en inglés"), estoy leyendo la obra completa del metafísico inglés, en una edición bilingüe aceptable. Ayer me entretuve mucho con el poema "An anatomy of the world", escrito "by ocassion" de la temprana muerte de la señora Elizabeth Drury, asunto que le da la excusa perfecta al poeta para revisar "the frailty and decay of this whole world". Les copio algunos versos en la traducción, solo aceptable, de Caracciolo–Trejo:

Pues, ¿quién está seguro de tener un alma a menos
que vea, juzgue y persiga el valer,
y con actos lo alabe?


Los principios, el buen actuar como objetivos de la vida, antes que el conocimiento y lo "humano", propios del Renacimiento, tiempo que le tocó vivir.

Y, según piensan los hombres, que las fiebres son físicas
Y una vez acabadas se abandona el cuidado,
Así tú, mundo enfermo, te equivocas al creerte sano,
Cuando, ¡ay!, solo estás en letargo.


Como en otras partes de su obra, Donne opone a la ideología renacentista de su tiempo (fines del XVI–principio del XVII), sus principios más bien medievales; de ahí el juicio terrible sobre el mundo que le tocó vivir.

La humanidad decae tan pronto,
Apenas somos las sombras de nuestros padres a mediodía.
Solo la muerte aumenta nuestra estatura.


Ver arriba.

Si el hombre algo fue, nada es ahora.

La idea de la perversión y decadencia del ser humano es algo que obsesiona al poeta. Pero atesora aún una salida:

Y a menos que te nutras (sin entregarte al festín)
En el alimento sobrenatural, la religión,
Tu mejor crecimiento es marchito y escaso.
Todo está hecho pedazos, toda coherencia perdida,
Toda justa distribución o relación debida
(…)
pues cada hombre en soledad se piensa
un fénix y que no puede haber
otro de tal condición y el solo es él.

Acaso vislumbra aquí el poeta uno de los grandes males del mundo moderno: la soberbia, el egoísmo del ser humano.

Como ya adelanté también, estoy a punto de publicar una larga entrevista a José Kozer, donde se extiende sobre su vida, su obra, el Neobarroco latinoamericano, los jóvenes poetas, entre otros temas. Paciencia.

(John Donne. Portadas.)

5 comentarios:

  1. Anónimo14.2.09

    Un mamarracho tu traducción, darling, con razón nos envidias a los que estamos acá.

    Juan Pérez

    ResponderEliminar
  2. La traducción es de Caracciolo-Trejo, lo digo bien claro en el post, lo que pasa es que tu odio te ciega. En cuanto a lo otro, detesto el frío, no gracias.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo14.2.09

    dónde puedo conseguir la poesía de Donne, rápido por favor.

    Rafael..

    ResponderEliminar
  4. Anónimo14.2.09

    Hola Víctor

    me gusta esto:

    "solo la muerte aumenta nuestra estatura"

    lo sabrá Juan Pérez (jijiji)

    Ro

    ResponderEliminar
  5. los fabulosos dintilacs14.2.09

    http://puentehueco.blogspot.com/

    ResponderEliminar

di lo que puedas

Se produjo un error en este gadget.