9.3.09


¿Quién quiere ser millonario? La muerte de Shankar

Cae la noche. No hay luna, pero en la pensión no lo parece, pues nos baña el resplandor que se refleja de las miles de luces que se han encendido en el Palacio Swapna, como una candela gigante. Se celebra una fiesta. Ha venido el comisario de policía, y también el magistrado del distrito, y toda una hueste de hombres de negocios, periodistas, escritores y frecuentadores de la vida social. El sonido de una música suave y carcajadas llega hasta nuestro edificio. Oímos el entrechocar de las copas de vino, el rumor de la seda, el murmullo de la conversación, el tintineo del dinero. En mi habitación hay un silencio casi sobrenatural. Solo se oye la trabajosa respiración de Shankar. Más o menos cada media hora su cuerpo se ve sacudido por convulsiones. Pero lo que más le molesta es la constricción de la garganta. En la garganta se le forma una saliva viscosa y pegajosa que le incomoda mucho porque es incapaz de escupirla. Ahora, con solo ver un vaso de agua sufre un espasmo. La más leve ráfaga de aire provoca el mismo efecto.

De las muchas dolencias de las que puede morir una persona, quizá la más cruel sea la hidrofobia, pues el agua, que se supone da la vida, se convierte en causa de la muerte.
(…)
A medida que avanza la noche, los espasmos de Shankar se hacen más frecuentes, chilla de dolor y comienza a echar espuma por la boca. Sé que se acerca el final.

---La novela en la que se basó la película ganadora del Oscar -seriamente cuestionada por Salman Rushdie-, resulta un relato más que interesante y muy vívido de los barrios bajos de Munbái, en la India. Un país (pos)moderno y en franco desarrollo que todavía no puede superar sus alucinantes contradicciones sociales.

(Portada.)

7 comentarios:

  1. Anónimo9.3.09

    Iván Thays es uno de los más importantes jóvenes escritores latinoamericanos

    1.- ¿Cuál es el camino de tu vida? ¿Hacia dónde te encaminas?
    R: Me encamino hacia el blanco sol.
    2.- ¿Qué hora es?
    4:19 de la madrugada.
    3.- ¿Cómo estás de ánimo?
    R: Tranquilo.
    4.- ¿Qué hace una vaca, cerdo, pollo, o cualquier animal cuando los llevan al matadero?
    R: Esperar.
    5.- ¿Por qué vuela un avión?
    R: Porque para eso ha sido creado.
    6.- ¿Cuándo terminara todo esto?
    R: Algún día.
    7.- ¿como era Jesús?
    R: Seguro era una persona normal.
    8.- ¿Alguien realmente estuvo en la luna?
    R. Dicen que no.
    9.- ¿Por qué los semáforos tienen los mismos colores en todo el planeta tierra?
    R: Porque son señales universales.
    10.- ¿Qué es un ornitólogo especializado en búhos reales?
    R: Una excentricidad.
    11.- ¿A qué temes más?
    R: A no hacer lo que tengo que hacer.
    12.- ¿Eres real?
    R: Puede ser.
    13.- ¿Adónde vamos?
    R: Solo puedo responder a donde voy yo.
    14.- ¿De qué te reías de niño? ¿Has dejado de ser niño?
    R: No me acuerdo.
    15.- ¿Si pudieras cambiar el mundo, como lo harías?
    R: Cambiándome a mí. Si cambia una persona, cambia el mundo.
    16.- ¿Me quieres?
    R. Como amiga sí.
    17.- ¿te gusta realmente vivir?
    R: Si.
    18.- ¿Cómo vives o sobrevives?
    R: Viviendo.
    19.- ¿la felicidad existe?
    R: Claro.
    20.- ¿ Que es lo primero que haces cuando te despiertas?
    R: Quedarme varios minutos en silencio. Así trato de reencontrarme con el mundo.
    21.- ¿Con que te despiertas?
    R: Con 8 horas de sueño.
    22.- ¿estas convencido que eres una persona elegida? ¿Diferente al resto de la humanidad?
    R: Así lo elegí.
    23.- ¿piensas que eres genial?
    R: Quizás.
    24.- ¿la culpa de todos tus males? ¿Siempre es de lo demás?
    R. Nadie es culpable.
    25 ¿eres victima de una maldición? ¿Una mano negra quizás?
    R: No creo en las supersticiones.
    26.- ¿te vas por los cerros de Úbeda?
    R: Muy pocas veces.
    27 ¿todo tu éxito viene de la diosa fortuna?
    R: Es solo trabajo y talento.
    28.- ¿ligas mucho?
    R: …
    29.- ¿Qué opinas de la sencillez?
    R: Es la elegancia en estado puro.
    30.- ¿Qué te pone nervioso?
    R: Los recitales de poesía.
    31.- ¿Eres vanidoso?
    R. Como un gato.
    30.- ¿Qué situaciones no soportas?
    R: Viajar días en bus.
    31.- ¿existe el fin del mundo? ¿Tienes una fecha que dar?
    R: El mundo nace y muere todos los días.
    32.- ¿la gente te persigue?
    R: No.
    34.- ¿tienes pánico a hacer el ridículo? ¿Qué es para ti hacer el ridículo?
    R: El ridículo es el ridículo.
    35.- ¿ayudas a las personas ancianas a cruzar la calle?
    R. Cuando puedo.
    36.- ¿coleccionas todo tipo de cosas?
    R: Colecciono libros.
    37.- ¿rebuscas en la basura tesoros?
    R: Me da asco.
    38.- ¿eres abstemio?
    R: Pretendo serlo.
    39.- ¿crees en los reyes magos?
    R: Si son tres que salen el 6 de enero a recorrer la gran Vía.
    40.- ¿algo más sobre tu vida?
    R: Ya he hablado mucho.

    ResponderEliminar
  2. AGREDA LE DA DURO A MIGUEL GUTIÉRREZ, SE PELEÓ CON SU MENTOR?9.3.09

    este extenso relato (440 páginas) se convierte en una reflexión sobre el activismo y la violencia política en el Perú del siglo XX, desde las luchas por los derechos laborales y los levantamientos apristas, hasta la crueldad de las dirigentas senderistas, sobre las que Morgan escribe una crónica para Newsweek. Lo curioso es que ese retrato político se basa más en las intimidades de los personajes, las “confesiones” de sus secretos más personales, que en su experiencia partidaria. De ahí que el relato principal, sobre las relaciones de Tamara y el abogado Raúl Arancibia (aprista, comunista y fujimorista) resulte un melodrama tortuoso, lleno de vejaciones, traiciones y excesos de todo tipo.

    Gutiérrez combina en su relato los personajes reales (González Prada, Mariátegui, Manuel y Delfín Lévano, etc.) con los ficticios (el fantasmal Angelo Satui, la “boba” Guillermina), y los sucesos históricos con las increíbles peripecias que, con su gran capacidad para la fabulación, inventa para los protagonistas. Pero mientras los elementos históricos apuntan hacia el desarrollo y evolución de la violencia como instrumento (tema de La violencia en el tiempo), los ficticios parecen desviarse hacia ese universo decadente y artificial, como de novela gótica o de ópera decimonónica, al que a veces tiende la fantasía del autor, como en El mundo sin Xóchitl.

    A esa ambigüedad e indefinición hay que sumar que ciertos relatos quedan truncos o no llegan a articularse dentro del conjunto (los amores de Morgan, por ejemplo) y también que la prosa resulta demasiado áspera y poco trabajada. Eso no le resta méritos a la valiosa reconstrucción de diversos momentos históricos, a las reflexiones políticas o al original empleo de la crónica como eje narrativo. No obstante esas virtudes, Confesiones de Tamara Fiol nos parece menos lograda que las otras novelas de Miguel Gutiérrez que hemos mencionado.

    ResponderEliminar
  3. Anónimo9.3.09

    ese agreda es un ingrato me parece que se quiere reconciliar con el muchacho del frenillo.
    y esa entrevista a thays es muy complaciente, no le preguntaron nadita sobre orejas de perro

    Lolo Alianza

    ResponderEliminar
  4. Anónimo10.3.09

    El mismo cuestionario ha aparecido respondido por César Gutiérrez en otro blog. Pero ese no puede ser thays ni bombardero. por el nivel infraneuronal de las respuestas solo puede ser leo zelada.

    ResponderEliminar
  5. Anónimo10.3.09

    ¿Por qué Thays que es un novelista de "respeto" tiene que dar una respuesta tan mediocre y falto de raciocinio?:

    De Moleskine Literario
    1:58 AM

    RODOLFO YBARRA dijo...
    Qué opinas ahora de que Alan "habría" aceptado la construcción del museo. No te parece irónico que un genocida construya algo para recordarlo como lo contrario. ¿Qué dirán las futuras generaciones (en caso de que esto tenga apertura masiva y docente como lo espera el señor Salas), acaso que el señor García fue un luchador de los derechos humanos, una figura diáfana y pura en la historia de los peruanos?

    12:57 PM


    Ivan Thays dijo...
    El Museo de la Memoria es para el país, no para el presidente X o Y. Nos lo debemos todos los peruanos.

    ResponderEliminar
  6. Anónimo11.3.09

    La respuesta de Thays es mesurada y concreta. Es muy buena.

    ResponderEliminar
  7. RODOLFO YBARRA11.3.09

    ¿mesurada? ¿concreta?, oye anónimo eso es falta de razonamiento, falta de criterio, falta de conceptos, etc.,o justificación oportunista como su libro "Oreja de Perro".

    ResponderEliminar

di lo que puedas

Se produjo un error en este gadget.