25.9.09

El Trilce de Churata



Prometí volver sobre el libro que compila textos hasta ahora inéditos de Gamaliel Churata, firmado por Guissela Gonzales Fernández. En él el poeta y narrador revela algunos aspectos interesantes sobre poesía, y en especial sobre el gran libro de Vallejo. Empecemos con las apreciaciones generales:

César Vallejo y Alejandro Peralta son los poetas decisivos del Perú. Ninguno de ellos pudo ser imitado con talento, al contrario, fueron víctimas de un incesante saqueo. (…) por donde se ahonde en su sentido humano, como en Vallejo; o se penetre en su sentido estético, como en Peralta, estos dos poetas muestran un pueblo en el que la raíz india constituye el clímax del espíritu nacional.

En otro artículo, "Enseñanzas", dice Churata que Vallejo "dio a la poemática americana lo que podría suponerse un rumbo diferente del que una época romántica trató de perpetuar", y afirma que Vallejo inauguró con Trilce preocupaciones claves, como el "por qué se escribe" y "para quién" se escribe. Pero hay más:

Trilce es –a modesto juicio del que rubrica estas líneas- la más alta expresión poética en poesía española de una poesía rural filtrada en un sistema nervioso proclive a la distorsión psicopática.

Aunque no dudo que Churata tuvo la mejor intención al caracterizar de manera tan singular la poesía trilceana, estimo que es algo reductora la expresión "poesía rural" para una experiencia tan hermética y límpidamente vanguardista como la de ese libro (aunque soy consciente de la "sensibilidad rural" que subyace intermitente en la voz poética de ese libro). En cuanto a lo de la "distorsión psicopática", pues me parece una expresión más ad hoc para, por ejemplo, la poesía de Panero o de Marosa Di Giorgio, si acaso.


Lo que puede haber en Trilce es un cuidado desarreglo no de los sentidos (Rimbaud) sino de la expresión tradicional, estándar, completamente necesario para viabilizar imágenes y artefactos verbales cuya visibilidad tenía carácter de urgencia en las primeras décadas del siglo veinte, ante lo imperioso de tomar distancia del discurso modernista en declive.

Siempre, no obstante, son interesantes las opiniones de Arturo Peralta sobre Vallejo, y su generosidad fundamentada con otros poetas, como J. M. Eguren, González Prada y Federico More, entre otros.
 
(Portada de mi precioso ejemplar de la primera edición de Trilce.)

7 comentarios:

  1. Anónimo25.9.09

    dónde se puede conseguir ese libro, lo he buscado por todo Lima y ni siquiera los lobos de Quilca lo tienen. Excelente post.

    Román

    ResponderEliminar
  2. Yo lo compré en El Virrey, debe haber más ejemplares.

    ResponderEliminar
  3. Muy justos tus comentarios, Víctor.
    Un abrazo en poesía,
    Juan Carlos De La Fuente

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  5. Gracias por visitar el blog, poeta, y por tu comentario. A ver si nos reunimos un día de estos. Gran abrazo!

    ResponderEliminar
  6. Anónimo1.10.09

    gracias por el post.
    felicitaciones a guissela por su dedicación y trabajo.

    ResponderEliminar
  7. maria eugenia tamayo14.3.10

    interesante tu articulo,no sabia de alejandro peralta, curiosamente poseo un ejemplar como el tuyo de la primera edicion y autografiado por Vallejo para Alejandro Peralta, un saludo

    ResponderEliminar

di lo que puedas

Se produjo un error en este gadget.